Ira de Titanes, por Pyreho

Título en castellano: “Ira de titanes”

Título en el original: “Wrath of the Titans”

Año: 2012

Categoría: Acción y aventuras

Calificación del crítico: Película palomitera

Lo mejor: Ver a Liam Neeson y a Ralph Fiennes repartiendo leña.

Lo peor: Es una película normalica de acción: mucho efecto especial y poco guión.

Nivel de spoilers en la crítica: Inexistente, pero tampoco habría mucho que reventar.

La secuela de “Furia de titanes” sigue exactamente los pasos de su predecesora: guión reducido y simple, efectos especiales espectaculares, mezcla de mitos griegos de forma aleatoria y mucho combate chulo. Es una peli de ver en cine con una buena caja de palomitas para disfrutar de las explosiones, las luchas imposibles y los musculitos sudorosos de turno. Por supuesto, resulta sumamente previsible, cosa poco relevante, ya que supongo que nadie va a ver estas películas por los ingeniosos diálogos y los sorprendentes giros en la trama.

En el aspecto técnico no hay mucho que reprochar: la fotografía es chula, el sonido te envuelve y te mete en el fragor del combate y los efectos especiales son de primera. Al contrario que la primera, en esta ocasión he conseguido evitar verla en 3D, y sinceramente, mucho mejor. En general tiendo a estar en contra de las películas en 3D, pero en el caso de Ira de titanes me pareció indignante que me cobraran 4 euros más por tener plano sobre plano en dos escenas contadas.

Respecto a las interpretaciones, destacan por supuesto Liam Neeson y Ralph Fiennes, aunque sus papeles son demasiado simples como para dejar que se luzcan. De hecho una de las principales atracciones de la película resulta ver a este par de actorazos en papeles tan llanos. Sam Worthington, el protagonista, representa un papel soso de forma sosa con pretenciones de epicidad. Por supuesto, fracasa, pero queda muy divertido. El resto, con la positiva excepción de un muy divertido Bill Nighy (el cual me encanta), forman un reparto aceptable.

En resumen, película de acción de ver un domingo tirado en el sofá o de comer palomitas en el cine: ni más, ni menos.

Anuncios